Sujetos en Dios

Estar sujetos no es sinónimo de ser esclavos, estar sujetos no es que sintamos que no somos nosotros mismos para ser otra persona, estar sujetos, no es perder  tus derechos o razón.

El estar sujetos es un principio de Dios, todos nos debemos de someter o estar sujetos  a  alguien, si no hay nadie quien te pueda sujetar, ACONSEJAR entonces como pues tendrás tu formación, sujeción es “FORMACIÓN”.

Cuando tú te sujetas estás siendo formado, la formación es una prueba de resistencia, de sometimiento y de sujeción.

“Siervos, obedeced en todo a vuestros amos terrenales, no sirviendo al ojo, como los que quieren agradar a los hombres, sino con corazón sincero, temiendo a Dios. Y todo lo que hagáis, hacedlo de corazón, como para el Señor y no para los hombres;  sabiendo que del Señor recibiréis la recompensa de la herencia, porque a Cristo el Señor servís”. (Colosense 3:22-24)

Estar sujetos al Señor es estar sujetos a la autoridad, servir a Dios es servir por medio de tu don a otros.

Si dejamos de sujetarnos, perdemos la oportunidad de ser desarrollados porque el estar sujetos, te va dimensionando, por causa de la obediencia.

Recuerda que el estar sujetos estamos sirviendo a Dios,  nos abre los cielos y la dimensión que estamos esperando.   Al estar sujetos a lo que Dios habló, nuestras obras hablarán por si solas. El esta sujetos a Dios estaremos sujetos a su voz y dirección. No nos vamos a perder en el camino muchas voces pueden hablarnos a nuestra mente,  pero solo la de Dios es la que seguiremos.

Cuidado con frenar la unción de estar sujetos, cuando nos sujetamos al mandato  estipulado, se suelta una unción de conquista y avance en la persona. Se suelta algo que con palabras no se puede explicar. Es un manto, una unción y respaldo cuando hablas, es como una expansión de poder, unción y gloria vista y manifiesta.

No podemos frenar o detener lo que Dios dice que va hacer…

Estar sujetos, va a producir presión, pero también muerte al YO, el estar sujetos hace que se muera al viejo yo y viejos hábitos.

La mente cambia, los pensamientos son ordenados y nuestra vida va pasando de etapa en etapa, proceso en proceso.

“Y a vosotros también, que erais en otro tiempo extraños y enemigos en vuestra mente, haciendo malas obras, ahora os ha reconciliado en su cuerpo de carne, por medio de la muerte, para presentaros santos y sin mancha e irreprensibles delante de él”. (Colosense 1:21-22)

Más también si alguna cosa padecéis por causa de la justicia, bienaventurados sois. Por tanto, no os amedrentéis por temor de ellos, ni os conturbéis, sino santificad a Dios el Señor en vuestros corazones, y estad siempre preparados para presentar defensa con mansedumbre y reverencia ante todo el que os demande razón de la esperanza que hay en vosotros” (1 Pedro 3:14,15)

 

https://www.facebook.com/iglesiaHouseofWorship

https://www.facebook.com/lidiagimenez

The following two tabs change content below.
Lidia Giménez

Lidia Giménez

Pastora de Ministerio Casa de Adoración
Lidia Giménez

Últimas publicaciones de Lidia Giménez (ver más)


RELATED POST

COMMENTS ARE OFF THIS POST