READING

El uso de la ley en el evangelismo

El uso de la ley en el evangelismo

Primero, vamos a aclarar que por la ley nos referimos a los Diez Mandamientos. Segundo, establecemos que la ley no nos salva, sólo nos conduce a la cruz. La ley no nos justifica, sólo nos deja culpables frente a Dios. La salvación no es por obras.

El evangelio de Dios es ley al soberbio y gracia al humilde. Dios exige al hombre arrepentimiento de sus pecados y creer en el Señor Jesucristo. Debemos usar la ley porque es la manera bíblica de alcanzar a los perdidos. Dios se opone a los orgullosos pero da gracia a los humildes (Santiago 4:6). Cuando en las Escrituras se evangeliza a los perdidos, sólo se hace de esta forma.

Para llevar al ser humano a esta condición, Dios nos entregó los Diez Mandamientos. La ley es tan perfecta que convierte al alma (Salmos 19:7), y es el único maestro que nos lleva a Cristo, hasta que se nos declara justos ante Dios por medio de la fe (Gálatas 3:24).

Una de las ventajas por la que Jesús y los apóstoles, usaron la ley en el evangelismo, es que todos tenemos conciencia. La ley rodea el intelecto y va directo a la conciencia, lugar del conocimiento del bien y del mal. Todos tenemos la ley de Dios escrita en el corazón, nuestra conciencia y pensamientos nos acusan (Romanos 2:15).

La función de la ley es cerrar toda boca y dejar a todos culpables frente a Dios, la predicación de la ley prepara el camino para aceptar la gracia, lo que la ley dice, es para que nadie pueda declararse inocente; es para que todo el mundo se reconozca culpable ante Dios (Romanos 3:19).

“El primer deber del predicador del evangelio es declarar la ley de Dios y mostrar la naturaleza del pecado. En su verdadera obra y esencia correcta, prepara a un hombre, si usa la ley correctamente, para anhelar y buscar la gracia.” Martin Lutero.

“La ley debe hacerlos morir antes de que puedan ser vivificados por el Evangelio. Si usted menosprecia la ley, reduce la luz por medio de la cual el hombre percibe su culpa. Si echamos a un lado el maestro que lleva a los hombres a Cristo, estos nunca aceptarán la gracia hasta que tiemblen ante una ley justa y santa. Por eso la ley desempeña un papel tan necesario y no se debe prescindir de ella.” Charles Spurgeon.

Pablo enseña que debemos imitarle, así como él imita a Cristo. Las personas deben comprender que están enfermas, entender cuáles son sus diez síntomas de la enfermedad que los está llevando a una eternidad en el infierno, y sólo así van a apreciar la medicina. Si no se usa los Diez Mandamientos no conocerán su enfermedad y por lo tanto rechazarán la salvación provista en Jesucristo. “Si no hubiera sido por la ley, yo no habría entendido lo que es el pecado.” (Romanos 7:7).

The following two tabs change content below.
Danilo Vargas Morandi

Danilo Vargas Morandi

Ministerio de Evangelismo Sólo Jesús Salva
Danilo Vargas Morandi

Últimas publicaciones de Danilo Vargas Morandi (ver más)


RELATED POST

COMMENTS ARE OFF THIS POST