El siervo vigilante

35 Estén ceñidos vuestros lomos, y vuestras lámparas encendidas; 36 y vosotros sed semejantes a hombres que aguardan a que su señor regrese de las bodas, para que cuando llegue y llame, le abran en seguida. 37 Bienaventurados aquellos siervos a los cuales su señor, cuando venga, halle velando; de cierto os digo que se ceñirá, y hará que se sienten a la mesa, y vendrá a servirles. 38 Y aunque venga a la segunda vigilia, y aunque venga a la tercera vigilia, si los hallare así, bienaventurados son aquellos siervos. Lucas 12:35-38 Reina-Valera 1960 (RVR1960).

El creyente debe estar siempre listo. Estos pasajes muestran la necesidad de estar en un estado de vigilancia y preparación.

Los lomos ceñidos nos hablan de una misión que cumplir y la lámpara encendida nos habla de un testimonio que debe ser mantenido.

“Por tanto, ceñid los lomos de vuestro entendimiento, sed sobrios, y esperad por completo en la gracia que se os traerá cuando Jesucristo sea manifestado;” 1 Pedro 1:13 RVR1960. Debemos estar vigilantes, listos para la cita divina.

El siervo debe estar vigilante con su lámpara encendida y suficiente aceite

1 Entonces el reino de los cielos será semejante a diez vírgenes que tomando sus lámparas, salieron a recibir al esposo. 2 Cinco de ellas eran prudentes y cinco insensatas. 3 Las insensatas, tomando sus lámparas, no tomaron consigo aceite; 4 mas las prudentes tomaron aceite en sus vasijas, juntamente con sus lámparas. 5 Y tardándose el esposo, cabecearon todas y se durmieron. 6 Y a la medianoche se oyó un clamor: !!Aquí viene el esposo; salid a recibirle! 7 Entonces todas aquellas vírgenes se levantaron, y arreglaron sus lámparas. 8 Y las insensatas dijeron a las prudentes: Dadnos de vuestro aceite; porque nuestras lámparas se apagan. 9 Mas las prudentes respondieron diciendo: Para que no nos falte a nosotras y a vosotras, id más bien a los que venden, y comprad para vosotras mismas. 10 Pero mientras ellas iban a comprar, vino el esposo; y las que estaban preparadas entraron con ÉL a las bodas; y se cerró la puerta. 11 Después vinieron también las otras vírgenes, diciendo: !!Señor, señor, ábrenos! 12 Mas ÉL, respondiendo, dijo: De cierto os digo, que no os conozco. 13 Velad, pues, porque no sabéis el día ni la hora en que el Hijo del Hombre ha de venir. Mateo 25:1-13 Reina-Valera 1960 (RVR1960).

Conclusiones del pasaje

  1. Cinco de ellas eran creyentes, las otras no.
  2. Los insensatos van por la vida creyendo que su lampara nunca se va apagar.
  3. Los creyentes saben que su lampara necesita aceite.
  4. Los insensatos se percatan cuando ya es poco o mejor dicho nada lo que se puede hacer.
  5. El creyente sabe que el aceite es personal y no está dispuesto a menospreciarlo de ninguna manera, ya que este es fundamental para mantener su la lampara encendida.
The following two tabs change content below.
Rogelio Urbina

Rogelio Urbina

Pastor Iglesia Cristiana Gosén
Rogelio Urbina

Últimas publicaciones de Rogelio Urbina (ver más)


RELATED POST

COMMENTS ARE OFF THIS POST