READING

El hambre que tienen los valientes

El hambre que tienen los valientes

La vida es para valientes, sin embargo la valentía no es algo que se pide sino que se desarrolla. Si no enfrentas los miedos que llevas por dentro estás siendo frenado para avanzar a los grandes desafíos de Dios para tu vida, la palabra de Dios dice en  Génesis 35:18 «Y aconteció que al salírsele el alma (pues murió), llamó su nombre Benoni; mas su padre lo llamó Benjamín.»

Benoni tiene que ver con hijo de tristeza más Benjamín con hijo de la mano derecha. La fe siempre nos va a producir un deseo de provocar que las cosas pasen, aunque te han visto con tristeza o te han querido marcar como un Benoni hoy Dios te recuerda que eres mano derecha donde quiera que estés. Hoy no solo eres valiente para tomar decisiones sino para ser la mano derecha de alguien más y provocar el reino de Dios aquí en la tierra.

Génesis 49:27 «Benjamín es lobo arrebatador; A la mañana comerá la presa, Y a la tarde repartirá los despojos.» lo que parecía ser tristeza en el inicio terminó siendo un arrebatador para repartir, así el reino de los cielos solo lo arrebatan los valientes, hoy creces en valentía. Tus triunfos serán reconocidos por causa de tu fe y valentía.

Génesis 43:34 «Y José tomó viandas de delante de sí para ellos; mas la porción de Benjamín era cinco veces mayor que cualquiera de las de ellos. Y bebieron, y se alegraron con él.» A los lobos que tienen hambre se les da cinco veces más, aquellos que iban a llegar a ser parte de tu tristeza van a llegar a alegrarse contigo porque tu diseño no tiene que ver con tristeza sino con alegría. No vas a terminar el año como un Benoni pero sí como un Benjamín.

En este tiempo que queda para finalizar el año pedimos a Dios por tu vida, lo que no ha pasado tiempo atrás comienza a suceder a tu favor, puertas que estaban cerradas se abren. Quiero finalizar con un último verso que ministra mucho mi vida. 2 Reyes 4:6 «Cuando las vasijas estuvieron llenas, dijo a un hijo suyo: Tráeme aún otras vasijas. Y él dijo: No hay más vasijas. Entonces cesó el aceite.»

Siempre serás una vasija en la cual Dios pueda derramar su aceite, nunca va a cesar el aceite, si no has estado tan bien como puedes estarlo te vengo a decir de parte del reino de los cielos que sigues siendo una vasija en la cual Dios quiere depositar su confianza, revelaciones y promesas.

Se despide con un fuerte abrazo tu servidor.

The following two tabs change content below.
Ivan Vindas

Ivan Vindas

Pastor General Iglesia Visión de Impacto
Ivan Vindas

Últimas publicaciones de Ivan Vindas (ver más)


COMMENTS ARE OFF THIS POST